263.- ¿Hará lo mismo la UE con la oposición a al referéndum catalán?

Hoy me he interesado en la palabra “dialogar” que según la RAE o Real Academia Española significan “Plática entre dos o más personas, que alternativamente manifiestan sus ideas o afectos”, esto que para muchos es tan evidente en política se trataría de una tergiversación de la realidad para conseguir lo que muchos llamarían una imposición. De esta manera cuando desde Cataluña se pide más dinero para sufragar los gastos que genera esta región, la variación dialectal lo interpreta como una imposición de lo que piden los catalanes, mientras que si desde el resto de España se obliga a los catalanes a pagar más recibiendo menos, esto es dialogo. Actualmente se ha llegado a la más absoluta inoperancia política de comunicación entre el gobierno español y el catalán, todo por dinero, ya que desde España ya no se puede dar más. Así todos aquellos impuestos en grandes sumas de dinero que se van a Madrid para no volver a Cataluña, es imposible que lo hagan, el gasto estatal con el resto de las regiones es tan superior a lo que puede aportar la rica catalana, que vamos viendo como la deuda aumenta y los catalanes se empobrecen.

La situación ha llegado al extremo que ya se pide directamente desde Cataluña la independencia económica, por supuesto sabiendo que desde España es imposible dar y ya no por suposiciones políticas de una Constitución Española que lo prohíbe, sino porque esto significaría la salida inmediata del resto de España de la UE. Muchos no lo saben, pero echar a alguien de casa a veces puede ser muy difícil, las legislaciones actuales contemplan unas protecciones para los individuos que a menudo son tan exageradas que a veces es mejor cambiar de casa antes que conseguir, que al que quieras echar se vaya. Y la situación entre los catalanes y el resto de los europeos, no está para que los echen sin más por un tema de una división territorial.

La UE no se puede permitir el lujo de tener una España sin Cataluña, por eso en el caso de que los catalanes se quieran independizar, los agravios económicos hacia el resto de los españoles por parte de los europeos serían tan exagerados que difícilmente podrían continuar dentro de la unión. Quizás no se les echaría de una manera inmediata y fulminante, pero lo que sí que pasaría con una clara certeza es un aumento muy considerable de los impuestos en España, intentando conseguir del resto de los españoles lo que se conseguía de Cataluña.

Hasta el día de hoy no ha habido una declaración firmada de todos los estados de la UE, en no aceptar una Cataluña independiente dentro de la unión. Solo comentarios de dirigentes sin ningún poder realmente eficaz, personajes que sin más son sustituidos por otros políticos de sus países a conveniencia de las naciones que representan. Mientras desde Cataluña como si se tratara de un cáncer que se va comiendo las células opositoras a una posible secesión, continua trabajando para que esto acabe pasando. Así España va viendo con más desespero que su dialogo con los catalanes se empieza a convertir en una imposición desde Europa.

Así del mismo modo que el Tribunal de Estrasburgo hoy ha destrozado la fiscalía española con las clausulas suelo de los bancos, mi pregunta es: ¿Hará lo mismo la UE con la oposición a  al referéndum catalán?

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s