85.- ¿Es posible que si el nuevo presidente del gobierno español no tenga vergüenza para serlo porque también es corrupto?

No me gusta España, se ha convertido en un país de malhechores, personas que solo piensan en el dinero y que sus valores están muy por debajo de la media mundial. No puede ser que un encausado en un juicio vaya diciendo por la calle que hay alguien que va en su contra, y que no entiende como es posible que le hayan tenido tres días encerrado en un calabozo, lo peor de todo no es no reconocer su culpa, sino culpar a otros de algo que evidentemente hizo mal. Es como si viviera en Marte y jamás llegara a descubrir que en el planeta Tierra sale su nombre en todas las cadenas de televisión españolas, pero es que además de todo vive en Xátiva, fue el alcalde, su partido le ha destronado de su pedestal, ya nadie quiere hablar con él, pero se pasea por el mundo con la cabeza bien alta como si nada hubiera pasado.

Hace años en vez de realizar el servicio militar, me tocó trabajar durante un año en un casal para la gente mayor en Terrassa. Apareció el problema que cada en día se llevaban todo el papel higiénico de todos los baños de señoras y después venían las clientes a quejarse, en especial una tal Alfonsa. Por aquel entonces no había aquellas máquinas expendedoras de papel industrial que hay en todos los baños públicos y si existían, allí no se usaban. El director del centro me ordenó vigilar los aseos después de ver entrar a cada señora, al final dimos con la culpable, era Alfonsa que salió enseguida del baño para su casa, con un mini bolso colgado. Yo advertí al director que fue a por ella, que al ser una señora mayor no podía correr, se le acercó junto al conserje llamándola por su nombre, ella se giró y lo primero que dijo fue: “Yo no he sido”. Mi jefe le confesó que no la culpaba de nada pero que quería ver su bolso, ella sacó ropa interior de dentro y en el fondo había un rollo de papel higiénico, lo mostró y dijo: “Bueno si, lo he robado yo, pero no pasa nada” y se lo volvió a meter en el bolso. El administrador le reclamó aquel rollo de papel higiénico y ella se lo dió sin mas. Habíamos encontrado la ladrona de cientos de rollos en todos los días que estaba pasando eso, Alfonsa ni se inmutó y al cabo de un par de horas ya volvía a pasear por allí como si nada quejándose de cualquier cosa.

El caso de Alfonsa es real porque lo viví y no es imaginación mía, pero en la vida política española está lleno de Alfonsas que hacen lo mismo, personas con estudios y carreras universitarias, conocedores de idiomas, con buenos aspectos y que seguro que no han sufrido lo que aquella pobre ladrona anciana. Pero al final todos en el mismo saco, la cara bien alta, y aunque les insulten ellos intentarán convencerte que aquella voz grabada no es la suya, que en aquellas imágenes no son ellos y que las firmas que se presentan son copias, como si el mundo estuviera fabricando dobles solo para que ellos acaben en la cárcel.

Igualmente a pesar de lo que puedan decir los corruptos, la dicha ya lo aclara “Lobos con lobos nunca se muerden” y mi pregunta es: ¿Es posible que el nuevo presidente del gobierno español deba ser corrupto para aceptar el puesto?

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s